¿La Inteligencia artificial reemplaza al redactor?

¡Creo que, por ahora, la Inteligencia artificial (IA) no reemplaza al redactor! Pero es solo una opinión.

Es cierto que la «escritura o edición asistida por inteligencia artificial (IA)»es una herramienta con gran potencial para el futuro de la redacción de contenidos.

La IA no sustituye a los editores humanos, pero puede usarse para complementar nuestro trabajo. Se puede utilizar para crear ideas de contenido, encontrar errores tipográficos y generar nuevos titulares. Ayuda en el proceso de creación de contenido al proporcionar estructura, que es algo con lo que luchamos cuando estamos trabajando en la creación de contenido o tratando de escribir sobre temas específicos. Permite mejorar la calidad del contenido y también hacerlo más atractivo para los lectores. Nos echa una mano cuando tenemos que producir continuamente contenidos para mantener una presencia en los medios de comunicación ¡La IA es sin duda una herramienta poderosa para aumentar la velocidad de redacción, la variedad y cantidad de contenidos y la vez reducir el tiempo de producción!

¿Y por qué la inteligencia artificial no reemplaza al redactor?

La Inteligencia artificial no sustituye al redactor, porque le falta el sentido común, experiencia de vida, don de aportar a la escritura un discurso contextualizado y un tono natural. Carece de la capacidad única de expresar emociones auténticas, de empatizar, de transmitir nuestros valores y cultura. La IA crea basándose en datos que aprendió anteriormente, pero nunca superará la verdadera capacidad creativa e innovadora del hombre. La IA puede generar el texto, pero necesitará siempre del redactor para darle forma y alma.

Es cierto que la IA está cambiando nuestra forma de trabajar, pero no viene a sustituirnos. Podemos apoyarnos en estas nuevas herramientas para facilitar y complementar nuestro trabajo, aprovechando lo mejor que la tecnología nos ofrece. Eso nos permitirá producir contenidos con más rapidez y, así, acompañar el ritmo del paradigma actual de la comunicación. Solo tenemos que seguir el avance de la automatización y disfrutar de sus beneficios sin quitar jamás nuestra huella personal.

Deja un comentario